Parece que uno de los últimos programas de “Salvados” (la Sexta, domingos a las 21:30h) ha causado un gran revuelo en el sector de las eléctricas. Y es que por primera vez un periodista se ha atrevido a denunciar lo que todos sabemos por experiencia: la situación de oligopolio, la falta de transparencia, la complicidad con los políticos y sus beneficios exagerados a cuenta de nuestros bolsillos. Estos gigantes no sólo tienen en su nómina a ex ministros y ex presidentes (¿como pago de favores?), también engordan a un buen número de periodistas para que defiendan con la pluma sus intereses. Y además, debido a la situación de crisis de los medios de comunicación, utilizan el arma de la inversión en publicidad para garantizar que siempre tendrán tratamientos favorables.

Lo de Jordi Évole los ha descolocado. Por primera vez un periodista quijotesco se atreve a arremeter contra los colosales molinos. ¡Y con un 12% de audiencia! Porque no les importaría si lo siguiesen cuatro gatos, pero eran varios millones los que estaban viendo el programa. Esto ha provocado una airada protesta (o amenaza) del oligopolio, que se ha dirigido a Manuel Lara, presidente del Grupo Planeta (que controla Antena 3 y la Sexta) para exigirle un espacio en el que poder lavar su imagen.

La temeridad de Jordi Évole, el periodista más valiente que tenemos hoy en España, puede costarle el programa. Desde change.org se está realizando  estos días una llamada popular para recoger firmas en defensa del presentador y también para que Salvados registre aún más audiencia en las próximas semanas, hecho que presumiblemente dificultaría al responsable de la cadena ceder fácilmente a las presiones de los ladrones del oligopolio.

Recogida de firmas para preservar la libertad periodística

Info relacionada:

Discurso de Jordi Évole en los Premios Ondas 2012

“Vida, alternativas y cordura más allá del euro y los rescates suicidas”

“Soluciones alternativas a la crisis”

 

Anuncios